sexta-feira, 9 de dezembro de 2011

DE TODO LO QUE HE DICHO…


 

De todo lo que he dicho de mí ¿qué queda?
Guardé falsos tesoros en armarios vacíos
Un inútil navío une mi infancia a mi fastidio
Mis juegos a la fatiga
Una escapada a mis quimeras
La tempestad al arca de noches donde estoy solo
Una isla sin animales a los animales que amo
Una mujer abandonada a la mujer siempre nueva
En vena de belleza
Única mujer real
Aquí allá
Dando sueños a los ausentes
Su mano tendía hacia mí
Se refleja en la mía
Digo buenos días sonriendo
No se piensa en la ignorancia
Y la ignorancia reina
Sí yo lo esperé todo
Y desesperé de todo
De la vida el amor el olvido el sueño
De la fuerza la debilidad
Ya nadie me conoce
 Mi nombre mi sombra son lobos.

 
(poema de Paul Eluard, em tradução de Octavio Paz, Versiones y Diversiones, Joaquin Mortiz, México, 1974) 

Nenhum comentário:

Postar um comentário